La Asamblea del Pueblo sesiona en presencia del jefe del ejecutivo

Damasco, SANA

El presidente del Gobierno, Hussein Arnous, afirmó que el gabinete a pesar de los retos sucesivos se ha esforzado desde la segunda mitad del año 2020 a impulsar el proceso de reforma a luz de los compromisos contraídos en el Plan de acción del gobierno.

Arnous subrayó que el pueblo sirio aún padece a causa de las sanciones y medidas coercitivas unilaterales impuestas por el eje occidental hostil liderado por EE.UU. lo que ha impuesto a los sirios una realidad dolorosa.

Aclaró que las fuerzas hostiles a Siria continúan manteniendo la política de estrangulamiento y embargo asfixiante, añádale la imposición de más sanciones económicas contra individuos y entidades económicas sirias, lo último de esto es la “Ley César”  que ha incluido todas las partes que tienen trato con el estado sirio en todas partes del mundo, en especial las empresas de los países amigos.

Explicó que esa ley estadounidense injusta alcanza las instituciones sirias vitales sin las cuales no se pueden conseguir los artículos básicos como la comida, los medicamentos y la vestimenta.

El Ing. Arnous señaló que el gobierno esta consciente de las tamañas dificultades que afronta como resultado de esas sanciones que han dejado efectos negativos en el ciudadano sirio, los cuales van acompañados de los efectos negativos de la pandemia COVID-19 que ha arrojado fuertes sombras sobre la realidad socio-económica; a ello se añadieron los incendios provocados en cuatro provincias del país.

Afirmó que las instituciones del estado han trabajado por hacer frente a esas presiones a pesar de la tamaña destrucción sufrida por los sectores económicos y de servicios.

El año 2020 presenció un aumento en las exportaciones que llegaron a 770 millones de dólares, con un aumento de 17% en comparación con el año 2019.

Arnous dijo que en el sector agrícola se ha planeado sembrar con trigo 1,8 millones de hectáreas para la actual temporada con un incremento de 18% en comparación con el año anterior.

En el campo de petróleo y energía, detalló que nuestra producción de petróleo crudo llegaba antes a 385 mil barriles diarios, mientras que actualmente la producción no supera los 20 mil barriles diarios, lo cual ha aumentado la dependencia al petróleo importado  y por consiguiente una fuerte hemorragia de divisas capitalizando 820 millones de dólares durante los últimos seis meses.

En cuanto al gas de cocina, el Ing. Arnous señaló que la producción antes de la guerra era 1075 toneladas diarias, y en la actualidad ha bajado a 400 toneladas, por lo tanto durante los últimos 6 meses se ha importado gas por valor de 41 millones de dólares (80 mil toneladas), y se ha importado gasolina por valor de 122 millones de dólares (253 mil toneladas) y fuel por valor de 83 millones de dólares (195 toneladas).

Agregó que el gobierno invirtió 23 millones de dólares en reparaciones de la refinería de Homs para aumentar su capacidad de producción.

En cuanto a la producción de electricidad se ha firmado un contrato con la parte iraní para construir una planta generadora en Latakia, además serán reparadas dos turbinas en la planta termoeléctrica de Alepo por un costo total de 124 millones de euros.

rsh/ah

Check Also

Tres bajas mortales en filas de la milicia FDS en Hasakeh

Hasakeh, SANA Tres integrantes de la autodenominada milicia Fuerzas Democráticas Sirias (FDS), respaldada por la …