La injerencia estadounidense en Siria

Damasco, SANA

Armas, municiones, equipos de comunicación y apoyo logístico fabricados bajo el sello USA for Mutual Defensa o Grifted (donado) by People of Saudi Arab, fueron hallados por el Ejército sirio en las provincias de Idleb y Alepo.

Al menos dos almacenes subterráneos de los grupos terroristas en áreas de esas provincias contienen diversos tipos de armamentos, según muestran imágenes de las agencias de Abjasia Anna News y la nacional SANA.

Las gráficas al respecto, también divulgadas por el sitio web Al Masdar y en las redes sociales, no tienen eco en ningún medio de comunicación occidental o de los aliados de Estados Unidos en el Oriente Medio, justo cuando el Gobierno legítimo de Damasco ha recuperado más de mil 500 kilómetros cuadrados de esas regiones.

De igual manera, tampoco reflejan que sistemas antiaéreos tipo Manpaq, empleados por los extremistas para derribar recientemente dos helicópteros sirios, fueron suministrados por Turquía a los extremistas.

Elementos de la Junta para la Liberación del Levante, otrora Frente Al Nusra, el Partido del Turkestán, con una mayoría de efectivos de la etnia china de los uigures y el denominado Ejército Nacional de Liberación, formado por remanentes del que fuera Ejército Libre Sirio, son los receptores de tales equipos.

Los hechos, denunciados en tiempo por Damasco y Moscú de manera oficial y mostrados en las imágenes, muestran almacenes repletos de misiles, proyectiles de mortero, armas y municiones de todo tipo, así como equipos de comunicaciones y de protección.

Al mismo tiempo, la desinformación mediática ignora las continuas entradas desde las fronteras turca e iraquí, de contingentes militares de Turquía y Estados Unidos, evidencias de la prolongación de la guerra impuesta a esta nación del Levante y en consonancia con las noticias divulgadas. Los éxitos del Ejército sirio en el terreno de combate permiten a la fecha, la liberación de áreas cercanas a Alepo y desde donde los terroristas bombardeaban barrios de esa ciudad, así como de más de medio centenar de aldeas, pueblos y ciudades de la vecina Idleb, último bastión de las organizaciones extremistas.

Por otra parte, las agrupaciones terroristas señaladas no respetan treguas establecidas y la posibilidad de utilizar para la población los cuatro corredores humanitarios que en esas zonas fueron abiertos hace más de un mes en colaboración con la Policía Militar rusa.

Hasta la fecha, apenas algo más de un centenar de pobladores de esas regiones lograron utilizar esas vías para salir de la zona de conflicto, a riesgo de sus vidas porque los grupos terroristas emplean francotiradores para impedirlo y reprimen a quienes tratan de hacerlo.

Hace apenas unas horas, se conoció que la alta comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, pidió al Gobierno sirio y sus aliados que autoricen los corredores humanitarios seguros con vistas al paso de civiles en zonas de conflicto en el noroeste del país, algo que para Siria y Rusia carece de imparcialidad y no toma en cuenta la realidad de los hechos.

Los canales de retroalimentación comunicativa, por lo menos desde los centros de poder occidentales y de algunos de la región, no existen y funcionan según las presiones de una de las partes y con preponderancia del elevado volumen mediático desde Washington, Londres o París, capitales de tres miembros permanentes del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, denunciados en tiempo y forma por Rusia y China.

La injerencia estadounidense y la carencia de sensatez para buscar una salida a la crisis, reflejan sin embargo que se trata de frenar el derecho de Siria a defender su territorio, provocar una escalada de la violencia y exacerbar bajo pretextos humanitarios, la situación de la población civil.

Siria en particular insiste en denunciar que en realidad los civiles son utilizados como escudos humanos por los grupos terroristas en aras de preservar su existencia y obstaculizar cualquier tipo de negociación.

Por Pedro García Hernández

Fuente: Prensa Latina

Check Also

Agresión turca deja sin agua potable a la ciudad de Hasakeh y sus alrededores

Hasakeh, SANA La conductora de agua potable que alimenta la capital provincial Hasakeh y sus …